viernes, 10 de abril de 2009

Siempre creí que mi mente estaba perdida, totalmente consumida por la locura.
Sin embargo no es una locura que daña.
Es mi locura.
El otro día asomó un pequeño rayo de lógica.
Al fin entendí.
Descubrí la coherencia dentro de mi locura

No hay comentarios:

Publicar un comentario